26.10.11

Un punk en un forro.



Enero 2007. Chupines ajustados, colores y anteojos. Cámaras, flashes e internet de por medio. Una adolescencia que los adultos consideraban perdida, una oportunidad para que los sociólogos den cátedra por tv.

Siempre hay opuestos: a los colores, el negro y a una sonrisa, un insulto. Así volvieron ellos, llenos de piercings queriendo ir en contra del mundo, sin darse cuenta que seguían dentro de él.
Siempre un pequeño grupo frente a una enorme manada. Es una cuestión de supervivencia, de quién prospera, de quién se adapta. ¿Un fuerte contra mil débiles o mil fuertes contra un indefenso?

El mundo termina siendo un preservativo, una bolsa cerrada. Donde por más que queramos ir en contra de todos, sabemos nuestro futuro: hoy definido por un espermicida que no nos quiere acá.

No hay comentarios:

Ago

Si! Por fin visitaron a B.

This is B's Pandish